Filosofans

Una ventana al pensamiento crítico

Iñaki Gabilondo: necesitamos la política.

Posted By on marzo 26, 2019 in Nuestros Filósofos | 44 comments

Iñaki Gabilondo: necesitamos la política.

Foto: Pepe Castro

El currículum de Iñaki Gabilondo no cabría ni en un volumen enciclopédico; y ante el temor de omitir algún dato esencial, opto por no dar ninguno, principalmente porque su nombre ya lo dice todo. Iñaki es sinónimo de periodismo y este país debe agradecer enormemente que haya puesto su sabiduría al servicio de todos nosotros. Porque, seamos sinceros, la vida sin su capacidad crítica sería mucho menos vida. 

Gracias “Sir” Iñaki por tantas horas de informativos de calidad en todos los medios en los que has participado. Pero gracias sobre todo por tu compromiso con todo aquello por lo que vale la pena luchar; en este caso, la educación. 

Mia Men

Para que se entienda lo que yo creo que debe ser la política en democracia, voy a partir del momento en el que se decide que los seres humanos individuales tienen derechos. Hay que recordar que hasta la Declaración Universal de los Derechos Humanos, las sociedades están compuestas por masas de gente que no parecían haber adquirido individualmente el reconocimiento de individuos dotados de derechos. Es por tanto de una importancia extraordinaria el momento en el que la humanidad decreta que los seres humanos, por el hecho de serlo, están dotados de unos derechos. 

Como consecuencia de esa declaración, una especie de derivada automática de la misma (léase, a partir del reconocimiento de que cada uno de vosotros sois personas dotadas de derechos) nada de lo que se decida que le vaya a afectar a ese individuo podrá hacerse sin contar con él. Mientras que a lo largo de la historia de la humanidad se hecho todo sin contar contigo, a partir de ahora nada de lo que te afecte va a poder hacerse sin tu participación. Y se inventa así el formato a través del cual tú vas a tener ya la oportunidad de ser parte de las decisiones que te van a afectar. Se establece así un mecanismo para que tú puedas hacer llegar tu voz, tu opinión, a aquellos que tienen que decidir temas que te afectan. 

La democracia, por tanto, es resultado de ese proceso; tú tienes derechos, y nada de lo que ocurra que te afecte va a poder hacerse sin contar contigo y hemos de inventar un sistema para que tú puedas participar en tales decisiones.

Naturalmente se tiene que establecer un mecanismo de representación para que todos, millones y millones de personas, puedan tener acceso a ese procedimiento. 

La política, por tanto, es un asunto que tiene sentido en la medida en que no se olvide la raíz del problema, del fenómeno, del prodigio, del extraordinario acontecimiento: el reconocimiento del valor de los ciudadanos y de la obligación que tienen los que los representan de tenerles al corriente de cuanto vaya a afectarles, y hacerlo además contando con su anuencia, con su aprobación o visto bueno, y con su acuerdo, con el acuerdo de las mayorías; porque naturalmente no podrán ser atendidos todos de la misma manera. 

Por tanto, la política es un servicio, la política es la consecuencia de la proclamación de un derecho; y cuando la política se olvida de eso y se emancipa, cuando la política se pone a jugar como si fuera una aventura de un grupo tocado por un dedo divino que ha tomado la decisión de vivir en el quinto pino, alejado de los seres humanos y desinteresado de los problemas humanos con el fin de poder hablar de sus propias tensiones, traiciona la razón de ser de las cosas. 

Los políticos son representantes nuestros, son gente que está a nuestro servicio. Su trabajo consiste en atender y cuidar nuestro derecho, y normalmente así debería ser.

¿Cuál es el reproche que le hace ahora mismo la sociedad? Se os ha olvidado vuestra misión, nos habéis olvidado; habláis de nosotros pero en el fondo para librar vuestra pelea por el poder. 

Naturalmente, para que alguien en la política pueda decidir y actuar, necesita alcanzar el poder. Pero al alcanzarlo debe recordar que lo hace en nombre de la gente que le ha elegido y para servir a la gente que le ha elegido. 

Creo, en resumen, en el entendimiento de la política como una actividad importantísima, de enorme valor; pero cuando critiquemos a los políticos que no se nos ocurra criticar a la política, porque la necesitamos; es la herramienta que se ha inventado después de muchos siglos para que nuestra dignidad pueda ser atendida. 

Es así como debe ser observada la política para exigirle que no se olvide de cuál es su labor, y a los políticos para que regresen del quinto pino a la tierra donde habitamos los que decidimos que ellos tienen que gestionar nuestro derecho. 

La moraleja sería: criticad a los políticos, reprochadles sus malos hábitos y sus malos comportamientos, pero al hacerlo no se os ocurra quitarle valor a la política; la necesitamos. Es la herramienta que inventamos en beneficio de nuestro propio derecho.

Iñaki Gabilondo

44 Comments

  1. Clàudia 28 marzo, 2019

    Me parece muy acertada la opinión que tiene Iñaki Gabilondo sobre la política i la necesidad que tenemos los humanos de vivir en sociedad con derechos y que estos los rijan una política, ampliamente necesaria para la vida en sociedad.
    También coincido en su opinión sobre la crítica a los políticos y no a la política.

    Me parece una conclusión muy acertada la que da al texto.

  2. Dido y Eneas 2 abril, 2019

    Al igual que Iñaki Gabilondo, pienso que los políticos han tenido una gran repercusión en el despretigiamento de la política. Esta es la perfecta forma de comunicación entre los deseos de la sociedad, la legislación y los políticos. Esta ,pero, ha quedado oculta bajo los interminables casos de corrupción en los cuales la cadena establecida entre los políticos y la sociedad se rompe para buscar los beneficios de uno mismo. Por esto, un gran trabajo de depuración de políticos corruptos debe ser hecho para así crear una correspondencia entre una gran ciencia social, como es la política, y unos grandes representantes, como deberían ser los políticos.

  3. El Valle no se toca 2 abril, 2019

    Estoy muy de acuerdo con la idea que expresa Iñaki Gabilondo sobre los políticos, deben volver a centrarse en el objetivo general que tiene la política hablar por la gente, que se escuche su opinión. El problema es el indicado, para que una persona pueda ascender rápido al poder y mantenerlo ha tenido que mancharse las manos haciendo tratos con otras personas y prometiendo a otras para que cuando esté en el poder haga cumplir lo dicho. En este sentido no solo deben cumplir las promesas que le hace al pueblo sino también las otras y para mantenerse en el poder más vale cumplir primero las que te mantienen en el poder y postergar aquellas a largo plazo. Por todo eso, creo yo que los políticos más que expertos en la política se han vuelto expertos en negociar y salir beneficiados, que no digo que sea malo, pero cuando nos afecta a todos deberíamos recapacitar si queremos alguién que primero se preocupe por él y después por el pueblo o viceversa.

  4. IDK 22 abril, 2019

    La política, como bien expresa Iñaki en este texto es el proceso de tomar decisiones que se aplican a todos los miembros de un grupo. Así pues nosotros, los ciudadanos, formamos parte de este grupo porque somos libres y tenemos nuestros derechos. Esto, quiere decir que las mayorias son las que eligen los políticos, creando así insatisfacción a esas minorías que no votaron ese partido.
    Aprovecho para decir que estoy de acuerdo con su artículo, ya que la política es necesaria en nuestra sociedad y en cualquiera porque nos ayuda a organizarnos y protegernos. No debemos criticarla sino criticar a los políticos que no estan cumpliendo su función o bien que han hecho falsas promesas solo para llegar al poder.

    Además, debemos tener en cuenta que siempre habrá comentarios negativos acerca de quién esta al poder porque pueden haber muchas opiniones distintas, los políticos representan solo una parte de la sociedad y esa minoría que he comentado antes no estará siempre de acuerdo con las acciones políticas que lleve a cabo el partido/político.

  5. . 8 noviembre, 2019

    Creo que la gente ha olvidado la definición correcta de democracia y que este texto debería ser más reconocido ya que es una muy buena definición de democracia.

  6. Yo 11 noviembre, 2019

    Aunque estoy de acuerdo en muchos conceptos que Iñaki comenta, no estoy de acuerdo totalmente en que la política sea del todo necessaria. Hay maneras de hacer funcionar un lugar sín la falta de la política, por ejemplo, basandose en la anarquía.
    Hay un país, ahora no recuerdo si estaba cerca de Egipto, el cual funciona sín política.

  7. Blue 11 noviembre, 2019

    Estoy totalmente de acuerdo con Iñaki, creo que la política es muy importante hoy en día en nuestra sociedad ya que creo que va ligada con la libertad de las personas y sus derechos, si la política no existiera, no podríamos expresar nuestros ideales, y si no podemos expresar lo que pensamos no somos libres i podríamos decir que nos impondrían un sistema o unos puntos de los cuales una parte de la población no estaría de acuerdo.

  8. Jaume 11 noviembre, 2019

    No puedo estar más acuerdo con el señor Gabilondo. El porblema de hoy en día son los políticos, que han olvidado su verdadera labor y solo hacen twits y reproches.
    La política es necessaria en la sociedad pero bien hecha.

  9. TennisPro 11 noviembre, 2019

    Estoy muy de acuerdo con el mensaje expresado por Iñaki. La política es necesaria para mantener el orden y la seguridad de todos aunque pueda ser muy criticada, sin ella no podríamos vivir cómodamente como lo hacemos. Al fin y al cabo, nosotros somos los que votamos a nuestros líderes políticos y aunque no coincidamos 100% con los ideales de los partidos, nosotros tenemos el poder para escoger. Nunca habrá un orden mundial en el que todos estemos de acuerdo. Unos prefieren la monarquía, otros la república. Unos prefieren el comunismo y otros el capitalismo. Nunca se podrá contentar a todos el mundo pero se debe intentar con seguir un planeta más justo y valorar los derechos de las personas.

  10. Eva Serrat 11 noviembre, 2019

    Igualdad, eso es lo que el pueblo quiere, quiere que los representantes de nuestros pensamientos, no se crean superiores y adquieran poderes que les haga creerse mejores a los ciudadanos por los que trabajan.
    Quiere ser escuchado, y que vosotros los políticos, nuestros representantes, cosa que se os suele olvidar debatáis por defensar los distintos derechos y formas de vida que queremos.
    Así que este texto de Iñaki Gabilondo, no puede definir mejor la situación actual, como los políticos se han desviado de su faena y han olvidado su principal objetivo, defender los derechos humanos.
    El texto cuenta específicamente que son los políticos los que nos fallan, no la política. La política és esencial para poder llevar a cavo nuestra sociedad, sin ella sería imposible llegar a acuerdos.

  11. I 12 noviembre, 2019

    El señor Gabilondo tiene toda la razón. La política fue creada para que nuestros derechos fueran respetados, y nuestra opinión también se tuviera en cuenta a la hora de tomar decisiones que afectasen o beneficiasen a la sociedad. El problema aparece cuando las personas que deberían representarnos solo se preocupan de su bienestar y se olvidan que una parte del pueblo les votó confiando en ellos su dignidad. Cuando criticamos a los políticos por no hacer su deber, por no cumplir todo lo que nos habían prometido que harían, por decir discursos huecos que no van más allá de su propio lucro, y todo lo que se nos ocurra, porque los humanos tenemos la capacidad racional y siempre encontramos motivos por lamentar la situación, la política no puede ser criticada de la misma forma, porque ella es el eje que garantiza que el pueblo tenga el derecho de participar en las decisiones que toman los que están en el poder. La política por tanto es indispensable en una sociedad y los políticos son los encargados de ejercerla, pero cuando estos últimos se corrompen, provocan que la primera también se vea afectada.

  12. MB 12 noviembre, 2019

    A mi parecer, el texto de Iñaki Gabilondo me parece muy acertado tanto por su contenido como por su relevancia actual. Teniendo en cuenta la situación política actual y el desagrado que se le tiene a la clase política (no sin falta de motivos), hay un punto muy importante del texto que se debe tener en cuenta. Este punto es la diferenciación que el autor hace entre la política y los políticos, diciendo así que los políticos son criticables pero la política es imprescindible. Si entiendes la política cómo el derecho y libertad de que tus opiniones y voluntades se ven representadas en el gobierno de un estado, estoy de acuerdo con la importancia del término, pero si la entiendes estrictamente cómo el sistema político actual, estoy en desacuerdo. La labor de la política (representar a la totalidad de los ciudadanos) no se desempeña correctamente en el sistema político actual, en el que no gana las elecciones el mejor o el más hábil, sino que gana al que más bien se le da ganar elecciones. Los debates se han convertido en un show, en los que se atrae la atención del votante hacia temas secundarios y sin importancia en vez de hablar de los aspectos importantes del país. Los programas electorales son un bulo, y recientemente vemos cómo los discursos de los partidos cambian drásticamente (y vergonzosamente también) dependiendo de si se encuentran gobernando, en la oposición o en campaña electoral.

  13. MB 12 noviembre, 2019

    A mi parecer, el texto de Iñaki Gabilondo me parece muy acertado tanto por su contenido como por su relevancia actual. Teniendo en cuenta la situación política actual y el desagrado que se le tiene a la clase política (no sin falta de motivos), hay un punto muy importante del texto que se debe tener en cuenta. Este punto es la diferenciación que el autor hace entre la política y los políticos, diciendo así que los políticos son criticables pero la política es imprescindible. Si entiendes la política cómo el derecho y libertad de que tus opiniones y voluntades se ven representadas en el gobierno de un estado, estoy de acuerdo con la importancia del término, pero si la entiendes estrictamente cómo el sistema político actual, estoy en desacuerdo. La labor de la política (representar a la totalidad de los ciudadanos) no se desempeña correctamente en el sistema político actual, en el que no gana las elecciones el mejor o el más hábil, sino que gana al que más bien se le da ganar elecciones. Los debates se han convertido en un show, en los que se atrae la atención del votante hacia temas secundarios y sin importancia en vez de hablar de los aspectos importantes del país. Los programas electorales son un bulo, y recientemente vemos cómo los discursos de los partidos cambian drásticamente (y vergonzosamente también) dependiendo de si se encuentran gobernando, en la oposición o en campaña electoral.

  14. Antònia 12 noviembre, 2019

    Creo que es cierto que la gente ya no sabe el objetivo de la política y realmente es absolutamente culpa de los políticos que han olvidado o nunca han sabido cual era su trabajo. Creo que los políticos solo tienen un objetivo en mente; llegar al poder, para ello pueden usar las mentidas y lo más grave es que no tienen ninguna responsabilidad por su trabajo mal hecho al no representarnos.

  15. Pitter 13 noviembre, 2019

    Estoy muy de acuerdo con las ideas de Iñaki,la idea que la política es muy importante en la sociedad, y que son los políticos tienen que defender nuestros derechos.

  16. BoÑes 13 noviembre, 2019

    Estoy muy de acuerdo con el señor Gabilondo. La política es totalmente necesaria para tener un buen estilo de vida, para mantener el orden y la seguridad de la sociedad. Los políticos tienen la obligación de escuchar a la gente porque todo el mundo tiene derecho a expresarse.

  17. - 14 noviembre, 2019

    Estoy totalmente de acuerdo con el artículo de Iñaki Gabilondo.
    Creo que cuando pensamos en política nos viene a la cabeza la rivalidad entre partidos para ver cuál tiene más poder. Este pensamiento nos ciega de la realidad, de qué significa realmente la política y que papel tiene en nuestras vidas.
    A veces parece que los políticos dejan un poco de lado el verdadero significado de esta y actúan por intereses propios, sin tener en cuenta quien les llevó al lugar donde están, el pueblo.

    Es por eso, que creo conveniente recordar la realidad de la política y su función en nuestas vidas.
    No podemos criticar a la política, ya que ésta fue creada y sigue teniendo la función de proteger nuestros derechos.

  18. ... 14 noviembre, 2019

    Estoy totalmente de acuerdo con Iñaki Gabilondo, amenudo el árbol no nos permite ver el bosque, solo porque los políticos nos hayan fallado no quiere decir que la política lo haya hecho. Como el señor Gabilondo, opino que la política es una herramienta imprescindible para que la sociedad se mantenga justa y pueda progresar, es una pena, pero, que los políticos la utilizan de una forma incorrecta que incluso puede llegar a ser utilizada para llevar a cabo acciones contrarias a las que por las que se creo. Comparto propuesta con el periodista, y hago una llamada a la sociedad para reivindicar los derechos que tanto han costado a nuestros ascendientes conseguir.

  19. Saiee 15 noviembre, 2019

    No estoy totalmente de acuerdo con usted, Sr. Iñaki Gabilondo.
    Se nos da muy bien criticar pero no proponer cosas nuevas. Especialmente en la política, ya que es muy difícil apoyar algo completamente. Tienes toda la razón en el apartado que trata que nos equivocamos al criticar la política en general. Ya que criticamos distintos partidos políticos.
    Por otra parte, no creo que todo critiquemos los partidos, hay gente que critican la política en sí porque son anarquistas.

  20. LaRespuesta 17 noviembre, 2019

    Totalmente de acuerdo, la política es nuestro derecho, el derecho de un colectivo para decidir sobre lo que mejor nos conviene. Aunque esto sea verdad, como ya dice Iñaki Gabilondo, son los políticos el problema. Ellos nos engañan para tener el poder, el poder corrompe a la gente y eso nos puede hacer odiar la política. Ahí es dónde nos equivocamos, la política es lo mejor que le puede pasar a un país, los que la ejercen pueden ser lo peor.

  21. 3 17 noviembre, 2019

    Hemos llegado a un punto en el que gran parte de la población ha perdido totalmente la confianza en la política, y la culpa la tienen los políticos de hoy en día, que actúan anteponiendo su propio beneficio a las necesidades de la gente a la que representan.
    Por eso es importante recordar que un mal uso del producto no significa que el producto sea malo.

  22. . y digo si me lío 18 noviembre, 2019

    La acertadísima reflexión de Iñaki Gabilondo llega en el momento más idóneo posible: hoy en día (y más que nunca) la política está en peligro.
    Como es evidente que la redacción de Gabilondo es extremadamente acertada tanto conceptual como contextualmente, no voy a comentar de nuevo la reflexión si no el papel del que vota. Aunque es cierto que los políticos deberían realizar su tarea éticamente y sin ánimo de lucro, la realidad está bien alejada del concepto utópico propio de la política. El pueblo, por lo tanto, consciente de la existencia de víboras con ideales corruptos, tiene la obligación de asegurar que los propios derechos y dignidades estén a salvo. El votante es tan culpable como el corrupto si es permisivo ante estas actitudes viciosas. Hemos observado repetidamente en la historia de nuestro país cierta transigencia y poca mano dura ante quiénes negocian con nuestros derechos.
    Para concluir, quisiera manifestar la importancia de la política y su efecto en el curso de nuestra vida. Es necesario, pues, «institucionalizar» de nuevo la política y acabar con el carácter lucrativo que ha manchado que aquello que una vez nos permitió acabar con los opresores sin necesidad de violencia si no sentido común.

  23. 4 18 noviembre, 2019

    No puedo estar más de acuerdo con el señor Gabilondo. Hoy en día, los políticos deberían hacer política, como su propia palabra indica. En cambio, se dedican solamente a manipular y hacer las cosas por su cuenta, y dan importancia a temas que no son tan importantes (como pequeños conflictos internos), mientras que los temas éticos se los saltan y no les dan importancia. La gente confía en la política, no en los políticos, ya que sin política todo sería un despropósito.

  24. Gerard FT 18 noviembre, 2019

    Estoy totalmente de acuerdo con el señor Gabilondo. Hoy en día la política es mu importante i todos los políticos parece que se lo tomen a cachondeo ya que todo el día están con los twits y respondiendo tonterías.
    Es totalmente normal que mucha población haya perdido la confianza con los políticos.
    La política es necesaria en nuestra sociedad en el día de hoy, pero de la manera que se esta practicando ahora no es necesaria.

  25. Elgato08 18 noviembre, 2019

    Estoy totalmente de acuerdo con el señor Iñaki Gabilondo, ya que hay gente que no se acuerda del significado real de política, ni de derechos humanos, ni de democracia. Por definición, la política es el proceso de tomar decisiones que se aplican a todos los miembros de un grupo de estado, por lo tanto, puede haber gente que esté en desacuerdo con lo que algunos políticos dicen o hacen, pero aun así hay que respetarlo y al ser la mayoría la que lo ha decidido, aceptarlo.

  26. Fontàs 19 noviembre, 2019

    Lo que la gente olvida de la democracia es que consiste en saber transmitir tus ideas, y saber recibir las ideas de los otros, cosa que no se tiene muy en cuenta a la hora de criticar a los políticos. Somos muy rápidos en señalar a los políticos que no cumplen al 100% con su programa por haber cedido ante la opinión de otro partido político. Pero también somos muy rápidos para apuntar que el gobierno solo trabaja por los intereses de los que lo han votado.

  27. MBA 19 noviembre, 2019

    Me parece muy interesante la conexión que plantea Iñaki entre la política y los derechos humanos ya que creo firmemente que la declaración de los derechos del año 1948 fue un punto de inflexión en la política. A partir de ese momento existen unas bases

    Como dice Iñaki, la función de los políticos debería ser la de servir al pueblo. Cuando tu votas a un partido por sus ideas, lo que esperas es que, en el caso de que ese partido resulte ganador de las elecciones, el partido cumpla con todo aquello para lo que has votado y han prometido.

    Pero parece que los políticos han olvidado la verdadera esencia de la política, las necesidades de las personas han pasado a un segundo plano.
    Las ansias por conseguir el poder han llevado a los políticos a crear discursos utópicos e irreales que, gracias a sus cualidades oratorias, la gente cree y vota. Esto ha manchado el
    concepto actual de política.

    Por este motivo, me parece muy acertada la conclusión de Iñaki: el problema no es la política sino los políticos.

  28. Maria 19 noviembre, 2019

    Me parece muy interesante la conexión que plantea Iñaki entre la política y los derechos humanos ya que creo firmemente que la declaración de los derechos del año 1948 fue un punto de inflexión en la política. A partir de ese momento existen unas bases

    Como dice Iñaki, la función de los políticos debería ser la de servir al pueblo. Cuando tu votas a un partido por sus ideas, lo que esperas es que, en el caso de que ese partido resulte ganador de las elecciones, el partido cumpla con todo aquello para lo que has votado y han prometido.

    Pero parece que los políticos han olvidado la verdadera esencia de la política, las necesidades de las personas han pasado a un segundo plano.
    Las ansias por conseguir el poder han llevado a los políticos a crear discursos utópicos e irreales que, gracias a sus cualidades oratorias, la gente cree y vota. Esto ha manchado el
    concepto actual de política.

    Por este motivo, me parece muy acertada la conclusión de Iñaki: el problema no es la política sino los políticos.

  29. Maria 19 noviembre, 2019

    Me parece muy interesante la conexión que plantea Iñaki entre la política y los derechos humanos ya que creo firmemente que la declaración de los derechos del año 1948 fue un punto de inflexión en la política.

    Como dice Iñaki, la función de los políticos debería ser la de servir al pueblo. Cuando tu votas a un partido por sus ideas, lo que esperas es que, en el caso de que ese partido resulte ganador de las elecciones, el partido cumpla con todo aquello para lo que has votado y han prometido.

    Pero parece que los políticos han olvidado la verdadera esencia de la política, las necesidades de las personas han pasado a un segundo plano.
    Las ansias por conseguir el poder han llevado a los políticos a crear discursos utópicos e irreales que, gracias a sus cualidades oratorias, la gente cree y vota. Esto ha manchado el
    concepto actual de política.

    Por este motivo, me parece muy acertada la conclusión de Iñaki: el problema no es la política sino los políticos.

  30. Marta 20 noviembre, 2019

    Sí, la política es totalmente necesaria en una sociedad como la actual para que se sigan protegiendo nuestros derechos y libertades. ¿Pero se cumplen realmente?
    Pienso que no. Actualmente, a veces, donde empieza la libertad de un individuo termina la de otro, y cuando todos tendríamos que tener las mismas clases de derechos, nos encontramos de que no es así.
    ¿Quién lo ha permitido? Los políticos, que con su ansia de poder se han olvidado de escuchar y de pensar en el pueblo. Solo se escuchan entre si.
    Tiene razón Sr. Gabilondo, a los políticos se les ha olvidado su misión.
    Lo triste es que dependemos de ellos.

  31. ; 20 noviembre, 2019

    La política només és útil per nosaltres si és aplicada de manera correcta i, en la meva opinió, actualment, això es molt dificil que succeeixi per els valors que s’han establert. Per a que quedi més clar: per exemple, si veus que un polític és corrupte i no tindrà cap conseqüència al respecte, implicarà que si arribes al govern acabis fent exactament el mateix a causa de l’absència de càstig. Això és completament un peix que es mossega la cua…
    Els governants ens han decepcionat, efectivament, però caldria restaurar el concepte actual de política i començar a utilitzar-ne una que miri més pel poble en general que no pas pel bé pròpi.

  32. ; 20 noviembre, 2019

    La política només és útil per nosaltres si és aplicada de manera correcta i, en la meva opinió, actualment, això es molt dificil que succeeixi per els valors que s’han establert. Per a que quedi més clar: per exemple, si veus que un polític és corrupte i no tindrà cap conseqüència al respecte, implicarà que si arribes al govern acabis fent exactament el mateix a causa de l’absència de càstig. Això és completament un peix que es mossega la cua…
    Els governants ens han decepcionat, efectivament, però caldria restaurar el concepte actual de política i començar a utilitzar-ne una que miri més pel poble en general que no pas pel bé pròpi.

  33. Namika 22 noviembre, 2019

    Estoy completamente de acuerdo con la posición de que la política es un derecho que tenemos los humanos para vivir y defender nuestros pensamientos.
    Así como los políticos no tendríssim que olvidar que nos reprsentan y utilitzar la política cómo un juego para alcanzar el poder .
    No tienen que olvidar que es gracias al pensamiento y derechos de todos que la societad avanza.

  34. Sergi 28 noviembre, 2019

    Si yo puedo llegar a ser político, ¿Acaso mis ideas no pueden estar representadas en el parlamento?
    Ese abanico de ideales, representa a cada individuo. Representan nuestros derechos y, más allà, son nuestro derecho. Si su tarea no de los quehaceres del estado, entonces la cosa marcha bien. Pero si su

    • Sergi 28 noviembre, 2019

      Si su tarea no dista de los quehaceres del estado, entonces la cosa marcha bien. Y no debemos reprocharles nada.
      Si su tarea se mancha de esa oscuridad corrupta, entonces podemos.
      Se cree que la gran mentira de este país es que el poder puede ser inocente. Pero no, la gran mentira es la democracia, que el pueblo vota a sus representantes. ¿Les representa a ellos o a sus pensamientos automáticos y sus sensiblerías?
      La cuestión, tanto por derecha como por izquierda, es si estamos dispuestos a elegir con cabeza de una vez o si seguiremos siendo guiados por la demagogia

  35. Maximus 28 noviembre, 2019

    Estoy totalmente de acuerdo con el señor iñaki Gabilondo ya que los humanos necesitamos la política en nuestro día a día y según las decisions de los políticos nos puede condicionar nuestras vidas.
    Solo que creo que e derecho a voto, en mi opinión, tendría que ser desde los 16 años, porque si ya se puede empezar a trabajar, también se puede a empezar a elegir.
    Se debería aplicar todo lo que proponen los políticos en campaña electoral ya que al salir elegidos ninguno se moja y cambia las cosas tal y como dijo.
    Sobretodo en españa se debería eliminar la corrupción ya que la mayoría de partidos políticos están implicados en casos de corrupción y no parece que manden los políticos sino las empresas.

  36. AIFOSOLIF 28 noviembre, 2019

    Me parece muy interesante el punto de vista del periodista Iñaki Gabilondo. Estoy completamente de acuerdo en todo lo que dice.
    Muchas veces, tendemos a criticar a la política sin tener en cuenta que, como bien dice Iñaki, son los políticos los que no terminan de cumplir su deber, o simplemente, no ejercen como la sociedad espera de ellos. Sin embargo, siempre tendemos a culpar a los demás y muchas veces, deberíamos reflexionar sobre la gran cantidad de factores que influyen en una toma de decisión en ámbitos políticos y lo difícil que debe ser la profesión, pese a los estudios de estos profesionales. Aun así, me parece imprescindible destacar que pese a la gran cantidad de «fallos» que se pueden cometer en política y en este caso hablando de democracia, me resulta importante comentar que nunca debemos dudar de este tipo de gobierno, ya que tiene en cuenta al pueblo, y considero que es lo más importante. De todas formas si estos «fallos» se producen en ámbitos como por ejemplo corrupción, hecho que no justifica nada ni merece perdón, entonces si que es importante juzgar y criticar al político, pero sobretodo al político, no a la política.

  37. LT 29 noviembre, 2019

    Totalmente de acuerdo, es necesario separar a los políticos de la política cuando criticamos buscando un cambio. El sistema tiene un objetivo claro: reconocer el valor de los ciudadanos y mantenerles al corriente, como ha dicho usted. El momento en el que esto no se cumple aparece la injusticia.

    A mi parecer, cuando una persona tiene la ilusión de provocar un cambio en la sociedad tiene la necesidad de alcanzar el poder, pero hoy en día, cuando la misma llega a él, solo se preocupa por mantener la posición y olvida realmente el motivo que lo había llevado donde está.

  38. Xènia. 30 noviembre, 2019

    Estoy muy de acuerdo con la opinión de Iñaki Gabilondo. No es la política en si lo que nos corrompe sino aquellos políticos que la interpretan según sus propios intereses. Los políticos tienen la obligación de representar al pueblo y hacer lo posible para que la sociedad funcione correctamente, así como cada persona tiene la obligación de escoger con criterio a sus representantes. De lo contrario, no habrá justicia individual ni social.

  39. jusca 30 noviembre, 2019

    Personalmente, estoy muy de acuerdo con la opinión de Iñaki Gabilondo.
    El problema no es la política como tal, sino aquellos políticos que tienen un mal comportamiento y se mueven por sus propios intereses.
    Sin embargo, la política es plenamente necesaria, ya que su objetivo es resolver pacíficamente los conflictos entre las personas.

  40. Laurencio 30 noviembre, 2019

    Estoy de acuerdo con Iñaki, ya que la política es una actividad orientada a la toma de decisiones de un grupo, para alcanzar ciertos objetivos. En donde nosotros (individuos dotados de derechos) escogemos nuestros representantes, que son los políticos. Sin embargo, los políticos no representan la totalidad de la población, muchas veces se olvidan del verdadero objetivo de la política y solo se fijan en que ellos salgan beneficiados.
    Por esa razón, el problema no es la política, sino los políticos, ya que la política es la que nos dota de derechos individuales.

  41. Katia 30 noviembre, 2019

    No cabe duda que la reflexión de Iñaki Gabilondo es ciertamente acertada en lo que refiere a la política, de democracia y el papel de los políticos.

    Creo firmemente que de la misma forma que la lengua y la cultura, la definición de política y su metodología varia según el país en cuestión que la trata. Sin embargo, coincido con el autor en el hecho que la política debe ser un medio que se rige bajo la universalidad de los derechos humanos, los cuales deben ser mundialmente reconocidos como herramienta de igualdad.

    A su vez, ha sido para mi de gran reflexión la aportación del señor Gabilondo al introducir «la critica hacia los políticos y no a la política».
    Considero que es de común habito criticar la política al ver cualquier problema de la misma forma que criticamos y culpamos por todo a la «sociedad», de cuyo termino desconozo las delimitaciones .
    Esta repetida asociación de «problema – política» o «problema – sociedad», radica principalmente en la importancia que le damos los humanos a dichos hechos. Aunque no nos demos cuenta, criticamos la política y la culpamos de los problemas porque creemos que es fundamental y por ello también tiene que ser perfecta.
    Sin embargo, como bien dice el señor Gabilondo, no es la política quien debe ser culpada, sino los políticos que no la saben tratar, e inicialmente, los ciudadanos cuyo voto ha dado el poder a dichos políticos.

    Dicho esto, y en conclusión, reafirmo firmemente, tal y como ha hecho Iñaki Gabilondo, la importancia de la política y los buenos políticos; pero sobre todo, la impottancia de la educación para formar personas más críticas y así fomentar el correcto uso de la política.

  42. ponce 2 diciembre, 2019

    Estoy en total acuerdo con Iñaki Gabilondo ya que la opción que tenemos el pueblo a decidir que es lo que queremos es importantisimo, al igual que es de importante que los politicos hagan la labor que les toca, sobre todo cuando llegan al poder, porqué es en ese momento en el que los politicos suelen no hacer lo que deberian y cuando manchan la politica.

  43. Mx 2 diciembre, 2019

    Estoy muy de acuerdo con la reflexión de Iñaki Gabilondo. ya que la política no es el verdadero problema sino los políticos que abusan de ella para poder satisfacer sus propios intereses. Los políticos deberían representar al pueblo no sus intereses como anteriormente he dicho.
    Para que haya buena política en una sociedad es muy importante educar a los jóvenes desde la educación, para intentar mejorar la calidad critica de los jóvenes y fomentar los valores políticos para fomentar una mejor sociedad

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.